Tu carrito

Cargando...

Un tropezón no es caída


Lamentablemente perdimos ante Furious Gaming por la segunda partida del fin de semana y no pudimos lograr las dos victorias que vinimos a buscar. Empezamos con todo pero no se supo mantener la ventaja y el punto fue para ellos.

Fue una partida de ida y vuelta, digna de un clásico. Arrancamos muy bien, con Newbie y Kindless jugando agresivamente y ganando los duelos. El early fue pasivo pero pusimos el pie en el acelerador, cambiamos el ritmo de juego y logramos una diferencia de casi 9K de oro ante Furious. 

Con el tiempo nos desesperamos, quisimos cerrar la partida, cometimos errores y, ellos empezaron a sumar oro y el Barón que nos robaron terminó de inclinar la balanza para su lado.

No fue el fin de semana ideal, pero comenzar 1-1 tampoco es el fin del mundo. Ahora a dar vuelta la página y a pensar en lo que se viene: Rebirth y la Universidad Católica. Esto recién empieza, estamos testeando las aguas,  tenemos mucho más para demostrar.